Home » Habana nuestra » Eusebio Leal y una ciudad que mira el arte con visión de Futuro y Contemporaneidad

Eusebio Leal y una ciudad que mira el arte con visión de Futuro y Contemporaneidad

Escultura de bronce de Eusebio Leal Spengler en La Habana Vieja. Foto: Estudios Revolución.

Desde la noche del 15 de noviembre de 2021, una escultura con la figura de Eusebio Leal Spengler, el artífice de la restauración del centro histórico de La Habana Vieja, perpetúa la memoria de quien fuera durante décadas historiador de la capital cubana.

La obra de bronce, fruto del talento de los artistas José Villa Soberón y Gabriel Cisneros, fue colocada en uno de los sitios de su andar cotidiano precisamente la víspera del aniversario 502 de la fundación de la ciudad y en el marco de la 14 edición de la Bienal de La Habana; acaso como justo homenaje a ese incansable defensor de la historia y el arte que fue Eusebio Leal.  

El Palacio de los Capitanes Generales, donde Eusebio comenzó a trabajar a la edad de 17 años, acoge además desde ese mismo instante una tarja en honor al Historiador en la que puede leerse: «Quise encerrar a La Habana Vieja en las paredes pétreas de un museo, pero ella me hizo prisionero de sus muros para siempre». Fueron Argel Calcines, editor de la revista Opus Habana, y el escultor Leo D´ Lázaro, los artífices de esta obra, junto a un equipo de la Escuela Taller.

Foto: Estudios Revolución.

Leal a Leal —partidario siempre de que las cosas salieran a la calle y de que solamente quedara encerrado lo que fuera estrictamente necesario—, y también al lugar donde hace 37 años naciera en los escenarios del Centro Histórico, el evento cubano de las artes visuales de mayor alcance a nivel internacional regresa nuevamente para invitarnos a pensar el arte con visión de Futuro y contemporaneidad.

14 Bienal de La Habana. Foto: Cuenta oficial de Twitter del evento.

Esta vez, la edición 14 de la Bienal de La Habana —inaugurada el 12 de noviembre— se extenderá casi por seis meses, hasta el 30 de abril de 2022, y se dividirá en tres etapas: Experiencia 1: Preámbulo; Experiencia 2: La Habana de La Bienal, y Experiencia 3: Regreso al porvenir.

De acuerdo con los organizadores, Preámbulo transcurrirá entre el 12 de noviembre y el 5 de diciembre del presente año. La segunda etapa, Experiencia, titulada La Habana de la Bienal, se desarrollará del 6 de diciembre de 2021 al 24 de marzo de 2022, en la cual el arte cubano desempeñará un papel protagónico. Y para finalizar, la Experiencia 3, Regreso al porvenir, servirá de nexo, diálogo y cierre de las dos anteriores; y estará compuesta por diversos proyectos y una muestra curatorial que se desarrollará fundamentalmente en el Pabellón Cuba y la Estación Cultural de Línea entre el 25 de marzo y el 30 de abril de 2022.

Foto: Cuenta oficial de Twitter del evento.

Desde su jornada inaugural, en el edificio de Arte Cubano del Museo Nacional de Bellas Artes han sesionado hasta este sábado las jornadas teóricas de la primera etapa o experiencia de la Bienal, un espacio para reflexionar sobre al arte y su papel descolonizador.

A tono con las alternativas que ha encontrado el arte en el actual contexto pandémico, los paneles han tenido un carácter híbrido, fusionando la presencialidad con diversas plataformas digitales.

Con miradas que versan sobre al arte en tiempos de crisis, los encuentros son organizados por el Consejo Nacional de Artes Plásticas, el Centro de Arte Contemporáneo Wifredo Lam y la Facultad de Artes y Letras de la Universidad de La Habana.

Un rasgo que ha caracterizado a La Bienal es no ser exclusivamente un espacio de exhibición y promoción del arte, sino que ha sido también una oportunidad para el pensamiento crítico y para hacer confluir diversas formas de pensar el arte.

Desde su fundación y a lo largo de su historia, el evento ha ido evolucionando para trascender los espacios  tradicionales consagrados que siempre ha tenido el arte (museos, galerías) para llegar al espacio urbano; e incluso ha dado un paso más allá: ha salido de La Habana para alcanzar otras ciudades cubanas como Pinar del Río, Cienfuegos, Trinidad, Sancti Spíritus, Camagüey, Holguín y Santiago de Cuba.

Gracias a la tutela de múltiples instituciones cubanas como el Ministerio de Cultura, el Consejo Nacional de las Artes Plásticas, la Oficina del Historiador de la Ciudad y el Centro de Arte Contemporáneo Wilfredo Lam, entre otros, la Bienal de La Habana ha mantenido su periodicidad luego de su primera edición en 1984.

Comentarios