Home » Gastronomía » El cóctel Adán y Eva más grande del mundo

El cóctel Adán y Eva más grande del mundo

Foto: Tomada del perfil de Facebook de Havana Club.

Uno de los momentos más emotivos del 69 Campeonato Mundial de Coctelería de la Asociación Internacional de Bartenders (IBA, por sus siglas en inglés) fue la preparación del cóctel Adán y Eva más grande del mundo, por el cantinero cubano Sergio Serrano, quien con dicha creación se coronara en 2003, en Sevilla, como campeón del orbe en estilo clásico.

El bar de la piscina del Hotel Meliá Internacional Varadero, sede del evento, fue el escenario ideal para la confección de este Adán y Eva a gran escala, para el cual se empleó la misma copa gigante con la que se rompió el récord del Daiquirí más grande del orbe en 2012.

Sergio Serrano vació la primera botella de Havana Club en el recipiente de 275 litros, secundado por Rafa Malem, presidente de la Asociación de Cantineros de Cuba; Giorgio Fada, presidente de la IBA; Bruno Santos, Secretario General de la IBA; así como personalidades de la coctelería a nivel mundial, miembros del staf del hotel, autoridades de la marca Havana Club —patrocinador estrella del evento—, y de otras entidades vinculadas a la organización del evento.


Foto: Tomada del perfil de Facebook de Havana Club.
Foto: Tomada del perfil de Facebook de Havana Club.

Para elaborar un Adán y Eva se requieren como ingredientes ron Havana Club 7 años, vermouth blanco, licor de manzana verde y campari bitter. Como decoración, el padre de este cóctel concibió una fantasía de manzana que recrea silueta de dos corazones unidos y traspasados por una flecha, colocados en el borde de la copa.

Y precisamente uno de estos ingredientes, el Havana Club 7 años, ha sido protagonista indiscutible del campeonato, al resultar motivo de inspiración para muchos de los competidores que han llegado a Cuba con la aspiración de medir sus habilidades con los mejores bartenders el mundo.

En esta edición del certamen —que por primera vez se celebra en Cuba— participaron sesenta naciones, representados por igual número de cantineros a competir en estilo clásico y en estilo libre (conocido como Flair); todos acompañados de los presidentes de las asociaciones miembros de la IBA.

Comentarios