Home » Noticias destacadas » Turismo accesible: en defensa del derecho universal a viajar y una gran oportunidad económica para el sector

Turismo accesible: en defensa del derecho universal a viajar y una gran oportunidad económica para el sector

Foto: Cortesía del entrevistado.

El presidente de la Red Iberoamericana de Turismo Accesible y reconocido experto, Diego Javier González Velasco, conversó con TTC sobre el desarrollo de esta modalidad que busca eliminar los obstáculos que impiden a una persona con cualquier tipo de discapacidad o movilidad reducida viajar en condiciones de igualdad, dignidad y seguridad.  

El Día Mundial del Turismo hizo un llamado al “Turismo para un crecimiento inclusivo” ¿En su opinión cuánto se ha avanzado y cuánto se puede hacer para lograr ese objetivo, especialmente en América Latina y el Caribe?

Lograr que el turismo sea accesible e inclusivo, es decir, que las barreras físicas o de la comunicación no impidan que todos podamos viajar en igualdad de condiciones, incluidos aquellos con algún tipo de discapacidad o movilidad reducida, es una tarea pendiente para el sector turístico de América Latina y el Caribe.

En los últimos diez años se ha avanzado en la concienciación sobre el tema, prueba de ello es que una gran parte de los ministerios de Turismo de la región ya contemplan en sus planes estratégicos la accesibilidad turística, pero es complicado materializarla, y la oferta es insuficiente ante su importante demanda.

Quizás una de las barreras es la confusión entre el Turismo Social y el Turismo Accesible e Inclusivo. Obviamente una parte de las personas con discapacidad no puede viajar por razones económicas; pero en los principales países emisores hay un mercado potencial de personas con discapacidad o movilidad reducida que pueden hacerlo. Hablamos de eliminar barreras para lograr, por un lado, que millones de personas puedan viajar, y por otro, que aumente el número de turistas en aquellos destinos con condiciones óptimas de accesibilidad.

Este año se publicó la primera Norma Internacional sobre Turismo Accesible. ¿Qué importancia le concede a este paso?

Tuve el privilegio de formar parte del grupo de expertos que redactaron la norma ISO 21902 Turismo y servicios relacionados–Turismo accesible para todos–Requisitos y Recomendaciones, con la cual se da un gran paso en la homogeneización de criterios a nivel internacional a la hora de evaluar la accesibilidad turística.

La norma es también referente en la necesidad de cubrir la accesibilidad en todos los eslabones de la cadena de valor de la experiencia turística: la planificación del viaje, transporte, alojamiento, restauración, etc., y los servicios asistenciales. No debemos hablar de destino turístico accesible si no contempla la accesibilidad en sus equipamientos, recursos y servicios. 

Foto: Cortesía del entrevistado.

El turismo accesible es más que eliminar barreras arquitectónicas. ¿Cómo contribuye la Red a visibilizar las necesidades de las personas con discapacidad a la hora de viajar?

El principal objetivo de la Red Iberoamericana de Turismo Accesible (RITURACCES) es aunar los esfuerzos que se realizan desde las redes nacionales para lograr un turismo realmente accesible en esos países.

Según la ONU, las barreras a las que más se deben enfrentar las personas con discapacidad son el trato y la actitud negativa de gran parte de la sociedad.

En estos años ha sido muy importante el apoyo y las relaciones establecidas con la Organización Mundial del Turismo (OMT), la Secretaría General Iberoamericana o la Organización de Estados Americanos (OEA), así como con ministerios de turismo, asociaciones de empresarios o de personas con discapacidad.

En la actualidad, RITURACCES agrupa las Redes de Turismo Accesible de Costa Rica, México, Ecuador, República Dominicana, Colombia, Chile, Brasil, Uruguay, Brasil, España y Cuba, que se unirá en el contexto de la IV Cumbre Iberoamericana de Turismo Accesible a celebrarse en La Habana del 12 al 15 de diciembre.

Foto: Cortesía del entrevistado.

La pandemia de la COVID-19 ha generado cambios en las formas de gestionar y pensar el turismo ¿Cuáles son los desafíos para el turismo accesible en el escenario poscovid?

En estos momentos de reactivación estamos siendo partícipes de un proceso de reflexión sobre los modelos de gestión turística en el que la sostenibilidad, la accesibilidad, la innovación y la inclusión serán determinantes.

Si queremos que nuestros destinos sean sostenibles y competitivos no podremos dejar de tener en cuenta la accesibilidad, la cual beneficia igualmente a la población local, que podrá disfrutar de la oferta turística y de ocio del destino.

Foto: Cortesía del entrevistado.

La IV Cumbre Iberoamericana de Turismo Accesible será una oportunidad para mover ideas y crear oportunidades. ¿Cuáles son las expectativas con el evento?

La cita supone uno de los primeros eventos internacionales –y en materia de turismo accesible- en América Latina y el Caribe que se realizará presencial, sin obviar la asistencia virtual.

Vale destacar la reunión de ministros de Turismo y de los responsables de las redes de turismo accesible de países de América Latina, el Caribe, España y Portugal alrededor de la Declaración de La Habana “América Latina y el Caribe por un Turismo Accesible”.

Se escoge Cuba como sede por ser un país cuyo Gobierno a través de su Ministerio de Turismo ha desplegado un plan de acción encaminado a lograr que el destino se encuentre al alcance de todos.

Como ejemplo, el Hotel Nacional de Cuba, sede del encuentro, ejecutó una remodelación que lo ha convertido en uno de los hoteles más accesibles del área.

Foto: Cortesía del entrevistado.

Retos de la Red Iberoamericana y el turismo accesible

En estos momentos el gran reto es el transporte accesible, especialmente, el transporte adaptado por carretera. Se han hecho grandes esfuerzos para facilitar la accesibilidad a los alojamientos turísticos, y se trabaja para lograrlo en los entornos naturales, el patrimonio cultural y las playas.

Se ha mejorado mucho en la atención a pasajeros con movilidad reducida en los aeropuertos, pero aún es un desafío el manejo de las sillas de ruedas u otras ayudas técnicas, ya que muchas llegan dañadas al destino.

Asimismo, otro de los grandes retos es la formación de los profesionales del sector, desde las universidades, en la atención y prestación de servicios a personas con discapacidad o movilidad reducida.

Foto: Cortesía del entrevistado.

Comentarios