Home » Turismo » Villa Internacional Aguas Claras: una joya natural

Villa Internacional Aguas Claras: una joya natural

Villa Internacional Aguas Claras: una joya natural

Ubicada en la carretera que lleva a Viñales, reconocido polo turístico de Pinar del Río, en el occidente cubano, la Villa Internacional Aguas Claras ofrece un entorno único para el contacto directo con la naturaleza.

Equipada con el confort necesario para la satisfacción del cliente, con 50 cabañas para dos personas y una gastronomía de alta calidad, es el lugar ideal para unas vacaciones de relax.

La instalación hace honor a su nombre con un estanque artificial a la entrada del restaurante que, junto a un puente, conforman un diseño con aires asiáticos convertido en la imagen distintiva de la villa.

En este lugar es posible apreciar diversos árboles frutales típicos del clima caribeño, como mangos, guayaba, naranja, caimito, toronja, cocotero, mamey, guanábana, entre otros. Además, abundan las palmas reales, que junto a flores y arbustos ornamentales conforman una bien conservada y admirable jardinería.

Igualmente rica es la fauna que rodea a Aguas Claras, donde se pueden observar aves como el zorzal, el tomeguín del pinar, sinsontes, zunzún, así como otras especies, entre ellas flamencos y pavos reales. Una opción muy demandada son los paseos a caballo.

El Valle de Viñales –Paisaje Cultural de la Humanidad-, su Mural de la Prehistoria, la Cueva del Indio, la Finca San Vicente, el Palenque de los Cimarrones son algunos de los lugares de interés cercanos a la villa que enriquecen la estancia.

A menos de 50 kilómetros se encuentran dos de los campismos más populares de Pinar del Río: Dos Hermanas, Viñales, y la Cueva de los Portales, donde permanece el Museo de la Comandancia de Ernesto Che Guevara durante la Crisis de Octubre, en 1962.

Aguas Claras es entonces un retiro natural que acerca al visitante a la diversidad de la naturaleza cubana en uno de los paisajes más exclusivos de la geografía nacional.

Comentarios