Home » Reportes Especiales » Especial TTC: Guerra en el Caribe contra el cambio climático

Especial TTC: Guerra en el Caribe contra el cambio climático

Especial TTC: Guerra en el Caribe contra el cambio climático

Foto: 123rf

Servicio de TTC.-Un esfuerzo colectivo en el Mar Caribe se enfrenta al cambio climático, que está dañando la vida marina en silencio.

Uno de los proyectos del Caribe contra el cambio climático ayudará en el monitoreo y el diseño de estrategias de adaptación con la esperanza de que los corales del arrecife mesoamericano y sus comunidades costeras puedan soportar temperaturas más cálidas de la superficie del mar, acidificación de los océanos, aumento del nivel del mar y zonas costeras e inundaciones en las décadas por venir.

Según un artículo del Instituto de la Tierra en la web, el arrecife mesoamericano en el Mar Caribe contiene a más de 500 especies de corales, peces y otras criaturas marinas.

Los arrecifes están vinculados a actividades comerciales y recreativas, desde la pesca hasta el esnórquel y los aumentos de la vida silvestre marina en los países cuyas costas se encuentran en los arrecifes.

Los científicos marinos y climáticos del Instituto de la Tierra de Columbia y el Fondo Mundial para la Vida Silvestre (WWF, por sus siglas en inglés) están explorando formas de proteger este valioso ecosistema caribeño, la segunda barrera de arrecifes más grande del mundo, contra los efectos potencialmente desastrosos del cambio climático.

Los estudios científicos indican que los arrecifes de coral de aguas cálidas, compuestos por corales pétreos, algas y otros organismos, se clasifican como un ecosistema “único y amenazado” que es especialmente vulnerable al cambio de temperatura, según un informe especial reciente del Panel Intergubernamental sobre Cambio climático.

Los investigadores agregaron que la biodiversidad sustentada por el Arrecife Mesoamericano es importante para las industrias pesqueras y turísticas.

En el Caribe ya sufren un aumento en el nivel del mar, huracanes más fuertes, estaciones secas más largas y estaciones húmedas más cortas. Como resultado, se espera que el cambio climático conduzca a cambios en la economía, el medio ambiente y la población del Caribe.

El proyecto de los arrecifes de coral ayudará a los administradores de áreas protegidas y a las comunidades a comprender los impactos que ya están enfrentando, cómo se verán en el futuro y cómo pueden desarrollar respuestas de adaptación para enfrentarlos.

El calentamiento oceánico provocado por las altas temperaturas del aire es igualmente peligroso para el arrecife de coral mesoamericano. Los períodos prolongados de temperatura del agua de 30 grados (solo un poco por encima de la temperatura promedio del Mar Caribe) pueden hacer que los corales se “estresen” y liberen algas de sus tejidos.

Cuando eso sucede, los corales, que obtienen el 90 por ciento de su alimento de las algas a través de la fotosíntesis, pueden morir de hambre.

Comentarios