Home » Turismo » Certeras acciones comerciales y promocionales marcan el crecimiento del mercado italiano hacia Cuba

Certeras acciones comerciales y promocionales marcan el crecimiento del mercado italiano hacia Cuba

Certeras acciones comerciales y promocionales marcan el crecimiento del mercado italiano hacia Cuba
El comportamiento del mercado italiano en el pasado 2016 fue muy positivo: Cuba recibió 191 585 visitantes, un crecimiento de 39,1% con respecto al año precedente, tendencia manifiesta desde 2015, cuando ya se perfilaba el incremento potencial de la demanda, por lo que se fortaleció el trabajo mancomunado desde el punto de vista comercial y de promoción entre el Ministerio de Turismo, entidades del ramo, turoperadores y líneas aéreas italianas.

De manera general, otro factor que ha propiciado el crecimiento de Italia como emisor a Cuba es el reforzamiento sustancial de las operaciones aéreas, que ha permitido diversificar y ampliar las conexiones más allá de los tradicionales puntos de embarque de Roma y Milán, pues se sumó Verona. A la par, se incorporaron nuevos productos y modalidades, entre ellos nuevos clubes italianos y operaciones de cruceros desde el mercado tomando La Habana como puerto madre, con las embarcaciones de la compañía MSC.

En este 2017 se continuarán aglutinando estrategias con vista a mantener la estabilidad del mercado con acciones comerciales que mantengan el alza en la emisión, paralelo a un esfuerzo riguroso para perfeccionar la calidad de los servicios, a fin de responder a la demanda con diversidad y competitividad.

Como se mencionaba anteriormente, se trabaja en contacto permanente con turoperadores y líneas aéreas presentes en el mercado, quienes diseñan y refuerzan sus productos en Cuba atenidos a una estrategia que se complementa identificando aquellos destinos y productos que podrían tener más explotación e incorporarían nuevos segmentos.

En consecuencia, durante todo el año se ejecutan acciones de promoción dirigidas tanto al público profesional como al consumidor final; es importante llegar al propio turista para ofrecerle información sobre las novedades de aquellos lugares de Cuba que ya conoce, pero fundamentalmente promocionar aquellos que faltarían por descubrir: esto fortalece el posicionamiento.

La campaña Auténtica Cuba se despliega en Italia a través de diversos canales de comunicación en varias ciudades, particularmente en Roma y Milán. Se han previsto acciones de promoción directa en aeropuertos, estaciones de metro, partidos de futbol, conciertos, sitios web de viaje, así como otras en colaboración con los operadores. Es válido señalar que estos han intensificado de igual forma el uso de la vía digital, que ha posibilitado alcanzar medios de gran impacto y desplegar campañas dirigidas a múltiples segmentos. Tenemos el privilegio de trabajar con grandes, medianos y pequeños turoperadores italianos, cada uno especializado en su porción de mercado y región específica.

Una de las vías empleadas para presentar Cuba es la feria, donde se distribuyen materiales promocionales que fluyen como escenarios de trabajo e intercambio entre entidades cubanas y sus principales partners; por ejemplo, entre las principales: Bolsa Internacional de Turismo (BIT) y Bolsa Mediterránea del Turismo (BMT), en Nápoles. Se suma que para FITCuba, el evento más importante de la industria turística cubana, se convocan a todos los turoperadores, líneas aéreas y empresarios italianos. Esta edición tendrá lugar del 3 al 6 de mayo en Holguín, polo que posee conexiones aéreas directas con Italia.

En octubre, Cuba asiste a TTG Incontri, feria profesional que se desarrolla en Rimini, y organiza un road show donde se presentan el destino y las principales ofertas de entidades y turoperadores –en la pasada edición se recorrieron Roma, Nápoles, Lucca, Florencia y Boloña, con una amplia asistencia de agencias locales. Y, en diciembre, como acción dirigida al consumidor final, concurre a la Feria Cultura y Turismo, en Milán, única dirigida al gran público y por la que pasan más de tres millones de visitantes; Cuba participa con una imagen integral que incluye a la artesanía cubana y los asistentes buscan ofertas turísticas, fundamentalmente para realizar regalos de fin de año.

Contar con una operación aérea fuerte y diversificada a lo largo del país posibilita también balancear el flujo turístico desde el mercado hacia los diferentes polos del interior del país. Este operativo, por supuesto, se hace más intenso en la temporada invernal, por ejemplo, en el invierno 2016-2017 se ha mantenido el amplio espectro de siete destinos a donde llega Blue Panorama: La Habana, Cayo Largo, Holguín, Santa Clara, Santiago de Cuba, Varadero y Cayo Coco.

La aerolínea Neos llega a cinco polos: La Habana, Cayo Largo, Holguín, Camagüey y Varadero, con seis frecuencias semanales. Meridiana, presente en Cuba desde 2015, vuela desde Verona, Milán y Roma, con cuatro servicios semanales, a La Habana y Cayo Coco; uno de sus vuelos a la capital se asocia a la operativa de MSC.

En este invierno se iniciaron, además, las operaciones de Alitalia a La Habana desde Roma Fiumicino, con dos frecuencias semanales, una igualmente asociada a MSC. Además, en cada temporada estival se mantienen los destinos de mayor flujo, aunque el operativo, por supuesto, tiene inferiores frecuencias con relación al invierno, debido a la estacionalidad propia del mercado. Durante todo el verano se mantendrán La Habana, Cayo Largo, Varadero, Holguín, Cayo Coco y Santiago de Cuba.

El mercado italiano se caracteriza por demandar la modalidad de clubes: en Cuba actualmente existen 13 en total, cada uno asociado a una marca de un reconocido operador italiano. Por ejemplo, en el polo turístico Cayo Largo se concentran cuatro productos de este tipo, operados por Veratour, Alpitour y Eden Viaggi, en el Complejo Isla del Sur de Gran Caribe, y, el pasado invierno, se incorporó I Grandi Viaggi en el nuevo bloque de cabañas de madera del Hotel Playa Blanca, administrado por Iberostar. En Playas del Este se ubica el Club Bravo Arenal y en Varadero: el Eden Village del hotel Playa de Oro, el Veraclub Las Morlas, el club Orange Inviaggi en el hotel ROC Arenas Doradas y en el Iberostar Tainos un club operado por Settemari –estos dos últimos se inauguraron en diciembre de 2016.

Otra novedad del presente invierno fue la apertura del Club Settemari en el Iberostar Daiquiri en Cayo Guillermo, Jardines del Rey, donde también se sitúa un Eden Village en el hotel Gran Caribe Club Cayo Guillermo. Eden Viaggi, a la vez, opera un club en el hotel Playa Cayo Santa María. Por su parte, Alpitour tiene en la playa Santa Lucía, Camagüey, otro de sus productos, el Bravo Club del Hotel Caracol de la cadena Cubanacán.

En general, la presencia de los clubes fortalece los destinos turísticos del interior del país de cara al mercado italiano pues, al ser una modalidad tan atractiva, ofrece la posibilidad de establecer etapas en las vacaciones: la primera es la excursión cultural por ciudades cercanas y después, la extensión al mar.

Como se había referido, la modalidad de clubes es una de las más demandadas por este mercado, pero es válido señalar que en los últimos años la tendencia del turista italiano que visita Cuba ha ido variando, por ejemplo, hace algunos años el italiano se concentraba principalmente en destinos de sol y playa, pero hoy ha incrementado su interés por visitar varios territorios, para adentrarse en el vasto patrimonio cultural e histórico que la Isla posee.

Ha tomado también fuerza el segmento familia, un turismo que llega motivado por la seguridad que ofrece el país caribeño y busca conocer sus riquezas, en todos los sentidos. Influye asimismo el cariño y empatía que sienten los italianos por Cuba. Los polos turísticos más solicitados por este mercado son La Habana, Cayo Largo, Villa Clara, Varadero, Jardines del Rey, Trinidad, Camagüey, Holguín y Santiago de Cuba.

Una de las novedades de la reciente temporada invernal fue el reforzamiento de la operación de MSC en Cuba: además de su barco Opera, incorporó la nave Armonía, que se mantuvo operando hasta marzo del presente. Opera continuará linealmente todo el año 2017 hasta noviembre, igualmente con La Habana como puerto madre.

Como colofón, en el contexto de BIT 2017, cabe resaltar algunas de las novedades de interés al mercado italiano que presentó Cuba: promover los principales eventos que tendrán lugar en ese destino caribeño durante el año; y brindar información sobre nuevos productos y posibilidades, fundamentalmente de la región oriental del país, aprovechando la conexión interna Habana-Cayo Coco-Holguín y las conexiones directas entre Italia y Santiago de Cuba y Holguín.

Fueron, además, jornadas para ultimar detalles sobre la próxima estación estiva y las propuestas para presentar e intercambiar en FITCuba 2017.

Texto: Ministerio de Turismo de Cuba

Comentarios